La canela, un gran tesoro natural.

La canela, un gran tesoro natural.

Desde hace miles de años, la canela se utiliza en diferentes remedios caseros. La ciencia moderna ha confirmado muchos de los beneficios que tiene después de variadas investigaciones y estudios.

La Canela (Cinnamomun Verum o Zeylanicum) fue alguna vez más valiosa que el oro y en la antigüedad se ha asociado con los rituales de sacrificio o de placer.

Es originaria de Sri Lanka (Ceilán), Birmania, India y América del Sur, su corteza es picante y de sabor dulce, utilizada desde la antigüedad para el tratamiento de enfermedades cardiacas, del bazo, el hígado y los riñones.

La medicina tradicional China la considera una hierba Yang (propiedades calientes) por ser picante, dulce y por lo tanto rica en propiedades digestivas, similar pero ligeramente más débil que la raíz de acónito preparada para incrementar el fuego interior y por lo tanto dispersar el frío con las enfermedades que éste origina.

Por lo tanto los beneficios de la canela se remarcan sobre las enfermedades o dolores originados en el frio, como para el tratamiento de los reumas, artritis, gripe y otros síndromes que requieren de la expulsión del frio para su tratamiento o curación.

En la Antigüedad, era un producto muy valioso, raro y costoso, un regalo que sólo se podían dar el lujo de usar los reyes.

El proceso de elaboración se realiza cortando los tallos del árbol, extrayendo después la corteza y dejándola secar. Luego se forman tiras para que tenga la forma de palitos. También se pueden machacar para obtener la canela en polvo.

Afortunadamente, hoy en día la canela es bastante asequible y se puede conseguir en los mercados, dietéticas y tiendas de café. El aroma característico se debe a la parte grasa de la canela, por un compuesto llamada cinamaldehído, el encargado de la mayoría de las propiedades de la especia, con beneficios notables para el metabolismo y la salud.

Propiedades de la Canela.

La canela posee las siguientes propiedades beneficiosas para la salud.

anti-inflamatorias, anti-bacterianas, expectorantes, analgésicas, fungicidas, estimulantes, reguladoras, anti-vomitivas, digestivas, carminativas, anti-diarréicas, anti-agregantes, anti-escleróticas, anti-trómbicas, relajantes, sudoríficas, afrodisíacas, y termogénicas.

Beneficios de la Canela.

De sabor inconfundible y aplicaciones culinarias, estos son algunos de los beneficios (comprobados por la ciencia) que nos aporta la canela:

Está repleta de antioxidantes.

Estas sustancias protegen a nuestro cuerpo de los daños oxidativos provocados por los llamados “radicales libres”. La canela ofrece polifenoles de muy buena calidad, según un estudio. En dicha investigación también se compararon los poderes antioxidantes de 26 especias y la canela resultó la ganadora, por encima de otros alimentos como el orégano o el ajo.

Reduce el riesgo de padecer problemas cardíacos.

Si en tu familia hay casos de enfermedades cardiovasculares o eres un paciente de riesgo (obesidad, colesterol elevado, presión arterial alta), no dudes en consumir más canela. Esta especia tiene la capacidad de reducir el riesgo de padecer estos problemas en el corazón, que pueden hasta causar la muerte. En las personas que sufren diabetes del tipo II, un gramo de canela al día tiene efectos muy buenos sobre el azúcar en sangre.

Además, sirve para reducir los niveles de colesterol “malo” y los triglicéridos. Algunos estudios indican que aumenta la cantidad de colesterol “bueno” y que también reduce la hipertensión. Todo ello ayuda a tener un corazón más saludable.

Tiene un poder “antidiabético”

En relación a lo que se indicaba anteriormente, la canela reduce los niveles de azúcar en sangre y por ello se recomienda a los diabéticos consumirla más a menudo. Se ha demostrado que reduce la cantidad de glucosa que ingresa en el torrente sanguíneo después de comer, logra interferir en las enzimas digestivas, disminuye la degradación de los hidratos de carbono en el tracto digestivo y actúa sobre las células transportadoras de insulina.

Se aconseja consumirla en postres sin azúcar o con café después de almorzar o cenar. Los ensayos en pacientes diabéticos han demostrado que la canela puede reducir hasta en un 30% los niveles de azúcar en sangre. La dosis diaria recomendada es de hasta 6 gramos.

Protege del cáncer.

El cáncer está provocado por un crecimiento descontrolado de las células malignas. Desde hace años se está estudiando la relación entre el consumo de canela y la reducción de los pacientes con esta enfermedad, así como también las mejoras en aquellos que la padecen. Es por ello que varios investigadores afirman que puede ser un remedio casero para prevenir el cáncer. La canela actúa reduciendo la formación de vasos sanguíneos en los tumores, lo que causa la muerte de las células buenas. Además, al expulsar los radicales libres, evita que padezcamos, por ejemplo, cáncer de colon, muy frecuente hoy en día.

Combate infecciones fúngicas y bacterianas.

El principal componente activo de la canela (cinamaldehído) combate algunos tipos de infección como, por ejemplo, las del tracto respiratorio por hongos, inhibe el crecimiento de bacterias tales como la salmonela, previene la caries dental y el mal aliento.

Reduce las enfermedades degenerativas.

Los problemas neurodegenerativos están caracterizados por una pérdida progresiva de la función o estructura de las células cerebrales. Las dos afecciones más comunes son el Alzheimer y el mal de Parkinson. Dos compuestos hallados en la canela tiene la capacidad para inhibir la acumulación de una proteína en el cerebro, que desencadena el Alzheimer, así como también proteger las neuronas, mejorar la función motora y normalizar los niveles de neurotransmisores en los pacientes con Parkinson.

Mejora la sensibilidad a la insulina.

Otro de los beneficios de la canela para los diabéticos, porque puede mejorar la sensibilidad a la hormona insulina. Esta es una de las principales reguladoras del metabolismo y de los niveles de energía en el cuerpo. También transporta el azúcar en la sangre, por todo el torrente sanguíneo y hacia las células. Los pacientes con resistencia a la insulina pueden padecer afecciones graves más allá de la diabetes. La buena noticia es que la canela reduce este problema.

Dolores Menstruales.

Es muy bueno para contrarrestar los dolores menstruales y para regular el período (beber un té preparado con una cucharada de canela en rama en un litro de agua), es un gran afrodisíaco, estimula la libido y ayuda en los casos de disfunción eréctil (consumir té de media cucharada de canela por taza de agua).

Usos externos de la canela.

Los diversos preparados que se pueden comprar o realizar en casa sirven para tratar muchas enfermedades que se relacionan a los hongos y las bacterias, como por ejemplo:

 Infecciones vaginales: neutraliza la Cándida Albicans. Hacer un lavado con el líquido que resulta de una infusión de un litro de agua con una cucharada de canela en rama desmenuzada.

Hongos en los pies o en las uñas: realiza un baño de pies con una infusión de dos cucharadas de canela en rama disuelta en algunos litros de agua tibia.

Infecciones respiratorias: realizar gárgaras con una infusión de canela para tratar anginas, laringitis y faringitis.

Úlceras en la boca: hacer enjuagues bucales con un té de media cucharadita de canela por taza de agua.

Mal aliento: los componentes de la canela sirven para que no se desarrollen bacterias de los restos de comida. Realiza enjuagues bucales con una mezcla de varias cucharadas de esta aromática por litro de agua.

Contraindicaciones de la canela.

Por sus propiedades calientes y picantes, estimula mucho la circulación de la sangre, por lo que está prohibida en aquellas personas con problemas de coagulación o tendencia al sangrado. También debe evitarse o restringirse su uso en las mujeres embarazadas. Ante cualquier duda deberás consultar al médico, aunque se trate de una hierba natural puede tener efectos indeseados en el organismo.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: