Saltar al contenido

ESTREÑIMIENTO Y SU SOLUCIÓN DEFINITIVA.


ESTREÑIMIENTO Y SU SOLUCIÓN DEFINITIVA.

Si sufres de estreñimiento, o constipación intestinal, e ir al baño para ti es una tortura, aquí te mostramos una lista de laxantes naturales que te pueden ser de gran ayuda. Ciruelas, manzanas, plátanos y otros alimentos ricos en fibra serán tus grandes aliados para estimular el movimiento intestinal y facilitar la evacuación.

¿Qué es el estreñimiento?

Estreñimiento significa que una persona tiene tres o menos evacuaciones en una semana. Las heces pueden ser duras y secas. Algunas veces la evacuación es dolorosa. Es un problema digestivo común y la mayoría de personas lo sufren en algún momento.

Además de los síntomas arriba expuestos, pueden aparecer otros síntomas como la halitosis o mal olor del aliento, la cefalea y la lengua saburral o «sucia».

Es importante saber que el estreñimiento también, puede ser una consecuencia de alguna enfermedad o condición como problemas de tiroides, con hígado, vesícula, menopausia y embarazo.

Cuando el estreñimiento se hace crónico, predispone la aparición del reumatismo, la artritis y hipertensión arterial.

¿Qué causa el estreñimiento?

Existen varios factores entre los que se encuentran: cambiar la dieta, ejercicio o hábitos de viaje normales, no hacer caso al impulso de tener una evacuación intestinal, sentir mucho estrés, comer una dieta con bajo contenido de fibra o no beber suficientes líquidos.

Remedios naturales para combatir el estreñimiento.

Cuando vea esta lista de remedios caseros para el estreñimiento pudiera ser que diga: “¡Yo lo sabía!” Claro que lo sabía. Ahora se encuentra en la difícil situación de llevar a la práctica consistentemente lo que ya sabe, obteniendo resultados que se lleven a vivir la vida más sana y positiva que todos deseamos.

Bebe mucha agua.

Ninguno de estos alimentos sería realmente eficaz si no se acompañasen de las cantidades de agua necesarias para un correcto tránsito intestinal. A menudo, la falta de fibra y de agua son los culpables de los problemas de estreñimiento. Los expertos en salud recomiendan beber de un litro y medio a dos de agua al día.

La milagrosa ciruela.

El remedio de la abuela para el estreñimiento, las ciruelas, aún es efectivo hoy en día. Reconocidas como un laxante natural son ricas en antioxidantes, vitamina A, potasio, hierro, fibra dietética y sorbitol, sustancia a la que se le atribuye su efecto laxante, toda vez que favorecen el trabajo del aparato digestivo, según un estudio de la Universidad de Tufts en Boston, EE.UU.

Consuma más fibra.

La fibra ayuda a formar heces fecales suaves y voluminosas. Se encuentra en muchas verduras, frutas y granos. Procure agregar fibra a su dieta, un poquito a la vez, para que su organismo se acostumbre lentamente. Limite los alimentos que contienen poca o nada de fibra tales como pizza, helados, queso, carne, papitas fritas y alimentos procesados o congelados.

El increíble aloe.

La sábila o aloe vera es un ingrediente indispensable del botiquín de remedios caseros y tiene una larga tradición medicinal. Tomar diariamente su jugo tiene un efecto laxante que ayuda a evacuar el intestino de manera natural. Natural Standard indica que hay evidencia científica buena de sus beneficios y sería la aloína la responsable de combatir el estreñimiento.

Manzana deliciosa.

El mejor remedio para el estreñimiento e ir al baño sin problemas es la manzana. La fruta contiene pectina, una sustancia que promueve el correcto funcionamiento de los intestinos, además es rica en fibra que ablanda las heces y favorece su expulsión, refiere un estudio realizado en la Facultad de Medicina de la Universidad Estatal de Ohio, Estados Unidos.

El bondadoso plátano.

El plátano no es sólo de una de las frutas más consumidas en el mundo, por su alto contenido en fibra es un poderoso laxante. Una pieza promedio aporta el 12% de la ingesta de fibra diaria recomendada y gracias a su contenido en fructo oligosacáridos, sustancias que llegan al intestino grueso sin digerir, favorece la correcta digestión.

Cebolla curativa.

La cebolla tiene fama de hacer llorar y ponerle mucho sabor a los platillos, pero también es un poderoso laxante natural. Comer cebolla cruda activa la secreción de los jugos gástricos y favorece la adecuada salud de la flora intestinal. Además, la quinina que contiene estimula el hígado, la vesícula, el páncreas y favorece las funciones del estómago.

Ajo prodigioso.

Desde Hipócrates, “el padre de la Medicina”, se hablaba del efecto laxante del ajo. Una pequeña porción contiene grandes cantidades de alicina y selenio, dos compuestos naturales que activan las enzimas del hígado que ayudan al cuerpo a eliminar toxinas. Según un estudio de la Universidad de Pennsylvania, comer medio diente de ajo crudo cuida los intestinos y favorece la secreción de jugos estomacales.

El poder del plantago, o llantén.

El estreñimiento es un problema muy incómodo, incluir plantago en la dieta, una hierba originaria de la India, rica en fibra, sería un remedio muy efectivo para combatirlo. Natural Standard refiere que hay evidencia científica buena sobre sus propiedades para absorber el agua, aumentar la masa fecal y estimular el tránsito intestinal.

 

Zanahoria medicinal.

No es casualidad que los conejos adoren las zanahorias. Esta verdura es excelente para favorecer la digestión y estimular la producción de jugos gástricos, aliviando el estreñimiento. De acuerdo con la Universidad de Harvard, media taza de zanahorias contiene alrededor de 2 gramos de fibra, parte esencial para una buena salud digestiva.

Que no falte el tomate.

Cocinado o crudo, en salsas o ensaladas, por su alto contenido en fibra y otras sustancias, el tomate en un suave laxante que ayuda a regula la función intestinal y a reducir el riesgo de enfermedades gastrointestinales. Al ser un alimento rico en fibra aumentar el volumen y el contenido de agua de las heces, lo que facilita su evacuación.

Beneficios del regaliz.

El extracto de raíz de regaliz es uno de los condimentos más antiguos y se usa en la medicina alternativa como laxante. Tomar un té de regaliz te ayudará a facilitar la digestión y expulsar las heces con mayor facilidad gracias a su poder laxante natural. Debido a que estimula la función renal y regula la digestión, genera una acción protectora del hígado.

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: