Saltar al contenido

Árnica: Remedios Caseros para activar la circulación en pies y piernas, Eliminar estrías del embarazo, rinitis, hematomas

¿Sabías que el Arnica Montana ha sido utilizada desde la Edad Media para tratar lesiones y dolores musculares? Dependiendo del uso medicinal que vayamos a hacer de ella, aprovecharemos la planta entera o solamente la flor del árnica.

El árnica normalmente se puede encontrar en forma de pomada, crema, gel o aceite, y se utiliza para la curación de moretones, esguinces, dolor de músculos, hinchazones y en general, cualquier problema que esté relacionado con los huesos, los tendones o los músculos. Un ejemplo de esos problemas sería la artritis reumatoide. Además, también se utiliza con éxito para combatir las estrías del embarazo.

¿Quieres saber qué más propiedades y usos tiene el árnica montana?

Propiedades del árnica

El árnica cuenta con las siguientes propiedades:

  • Propiedades analgésicas del árnica. Nos ayudan a aliviar el dolor de esguinces, contusiones y otras lesiones.
  • Propiedades antiinflamatorias del árnica. Explican por qué esta planta medicinal ayuda a desinflamar y reducir la hinchazón temporal de las lesiones, así como los moretones. Esto se debe a que contiene un compuesto llamado helenalina.
  • Propiedades antimicrobianas del árnica.La hacen muy útil para combatir irritaciones menores de la piel.

El árnica montana también tiene un alto poder rubefaciente, esto quiere decir que es capaz de estimular la circulación sanguínea en la zona en que se aplica, y ese aumento de sangre provoca la desaparición de hematomas y moretones, e incluso puede llegar a reducir la posibilidad de que se formen.

Además, se trata de una planta con propiedades curativas muy apropiada para tratar el dolor, los golpes, las hinchazones, los moretones, los problemas de la piel y para evitar las infecciones, aunque hasta la fecha no se tiene certeza absoluta de cómo actúa la planta.

Y para obtener todos sus beneficios, podemos aplicarla en forma de crema, pomada, gel o aceite.

Beneficios del Árnica

Algunos estudios sugieren que además de las utilidades más conocidas como las de aliviar el dolor, la hinchazón y los moretones, el árnica puede ser útil también para tratar el dolor y la hinchazón propios de la post-cirugía, aliviándolos de manera leve pero significativa.

Se pueden aprovechar las propiedades antibióticas de esta esta planta medicinal para tratar problemas de boca mediante enjuagues y gárgaras, teniendo la precaución de no tragar ni ingerir el producto.

Para qué Sirve el Árnica

Aplicado externamente en forma de crema, pomada, gel o aceite (no por vía oral), el árnica se utiliza para:

  • Golpes o contusiones: Su uso previene la aparición de hematomas, chichones y disminuye el dolor
  • Congelaciones: Si se han producido ampollas no abiertas, la crema de árnica tiene propiedades antiinflamatorias y antibacterianas que ayudarán a reducir la sensación de dolor
  • Desgarros o distensiones y dolores musculares
  • Moretones en los ojos
  • Esguinces y luxaciones
  • Artritis reumatoide
  • Estríasdel embarazo
  • Úlceras no abiertaseccemas de le piely acné
  • Cuidado del cabello mediante la elaboración de champús naturales
  • Enjuagues bucalescon el objetivo de curar las aftas en la boca, los problemas de las encías o la piorrea de los dientes
  • Realizando gárgaras podemos eliminar las bacterias que afectan a la gargantay que producen afecciones como la faringitiso las anginas
  • Lavados de la zona genitalen caso de picor vaginal

El árnica, planta originaria de Europa Central, pertenece a la familia de los girasoles.

El árnica mide, según la localidad, de 20 hasta 66 centímetros de altura con una roseta de hojas pegada al suelo, constituida normalmente por 4 hojas, aunque a veces puede tener hasta 6, en forma de lengua y de extremo apuntado.

Las flores son de color amarillo anaranjado y la época de floración es de mayo a julio. Las hojas interiores (involucro) tienen forma tubular y miden entre 4 y 5 milímetros.

El árnica se presenta aisladamente o en grupos, caracterizándose por su olor aromático cuando se tritura.

Esta planta gusta de la montaña, crece en pastos alpinos y en bosques y campos de las montañas, pinares y caminos transitados por el ganado, hasta una altitud de 2.800 metros. En las zonas llanas prefiere los prados arenosos y turberas con abundante humus.

Propiedades curativas del árnica

El árnica es muy eficaz a la hora de eliminar las contusiones (moretones) o marcas de golpes porque ayuda al organismo a reabsorber la sangre que se filtra en los tejidos.

Debido a que el árnica reduce la inflamación al contener elementos como la helenalina y la dihidrohelenalina, es ideal para tratar torceduras y tendinitis leves. Elimina, al mismo tiempo, ciertos subproductos de la lesión, como el ácido láctico, que causan dolor.

También puede mejorar la circulación especialmente de las extremidades porque incrementa el flujo de los nutrientes curativos en los músculos de allí que calme, con facilidad, el dolor en las piernas cansadas o pesadas.

 

Remedios caseros con árnica

Remedio para torceduras con árnica  Verter 2 cucharadas de flores de árnica en 1 taza de agua hirviente. Dejar enfriar la infusión, remojar un paño limpio en él y aplicar. Seguidamente, envolver toda la zona con un vendaje para que se sujete el paño.

Remedio para contusiones (moretones) con árnica Mezclar una parte de tintura de árnica (se puede obtener en farmacias botánicas) con entre tres y 10 partes de agua, remojar un paño limpio en el líquido y aplicar sobre la zona afectada.

Remedio para activar la circulación en pies y piernas con árnica Procurar un cubo grande que permita que el agua alcance hasta por debajo de la rodilla. Empezar con una temperatura del agua de 30 grados y agregar 20 gotas de tintura de árnica por litro.  Añadir, cada 5 minutos, un poco de agua caliente hasta llegar a la temperatura de 37°.  Finalizar el baño transcurridos 25 minutos. La circulación de la sangre mejora casi al instante y el dolor se reduce.

Remedio para  rinitis, congestión nasal y acné con árnica Colocar 2 cucharadas de flores de árnica en 1 taza de agua hirviente.  Dejar de 10 a 15 minutos y, a continuación, verter esta infusión en 1/2 litro de agua muy caliente. Colocar, acto seguido, una toalla sobre la cabeza, a modo de tienda, e inclinar con cuidado la cabeza sobre el cazo para que el vapor permanezca debajo de la toalla. En el caso de acné, pasar, al final, un trapo empapado en agua fría para que se vuelvan a cerrar los poros.

 

Contraindicaciones

No se debe ingerir aceites destilados de árnica ni las infusiones preparadas con las flores secas, ya que contiene compuesto tóxicos que podrían disparar la presión arterial y causar daños permanentes en el corazón,

Sin embargo, su uso externo es bastante seguro para golpes, torceduras y activar la circulación con excepción que exista una herida abierta en cuyo caso se debe evitar el árnica.

Igualmente, se debe evitar si la persona es alérgica a la helenalina (sustancias químicas activas en el árnica), ya que podría provocar dermatitis de contacto, una afección inofensiva, pero sumamente irritante de la piel.

 

 

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: