Saltar al contenido

5 remedios naturales para la tos seca y Jarabe casero muy poderoso que puedes hacer en casa y eliminar los problemas.

 

Si bien todos los remedios son beneficiosos para tratar la condición, no se recomienda combinarlos, ya que podría resultar contraproducente. Consulta con el especialista si tienes dudas.

 

La tos seca es aquella en la que no se presenta expulsión de flema, causada por lo general por una reacción alérgica al polen, el polvo y virus y bacterias que atacan el sistema respiratorio.

Pese a ser un síntoma tan molesto, todos deben saber que se trata de una respuesta natural del cuerpo con la que busca eliminar aquellos agentes dañinos que interfieren en sus funciones.

 

Aunque son muchos los factores y trastornos que la pueden originar, siempre coincide en ser irritante e incluso dolorosa.

Por suerte, no siempre es necesaria la interferencia médica para controlarlo y evitar que afecte la calidad de vida; con el consumo de algunos remedios naturales se puede acelerar su recuperación para obtener una mayor sensación de alivio en poco tiempo.

tener que recurrir a los productos farmacéuticos convencionales. ¡Prúebalas!.

 

  1. Pimienta y miel.

 

La combinación de pimienta y miel hace un jarabe natural para aliviar la irritación de la garganta y combatir los microorganismos que ocasionan la tos.

Tiene un efecto antibiótico muy poderoso y está aconsejada para los casos en que se tiene exceso de mucosidad en la garganta.

 

Ingredientes.

  • ½ taza de miel pura de abejas (170 gramos).
  • 1 cucharadita de pimienta molida (5 gramos).

¿Qué debes hacer?.

  • Prepara una mezcla con la miel y la pimienta molida, y viértela en un frasco de vidrio.
  • Toma una cucharadita del remedio cada 5 horas.
  • Lo puedes diluir en agua tibia.

 

  1. Ajo, aceite de oliva y tomillo.

 

El ajo es uno de los antibióticos naturales más potentes y utilizados en el tratamiento de los problemas que comprometen el sistema respiratorio.

Sus compuestos azufrados combaten los virus que causan la tos y también resultan apropiados para destapar los bronquios.

En este caso se potencian sus efectos con aceite de oliva y tomillo, ingredientes que mejoran la irritación en la garganta.

Ingredientes.

  • 10 dientes de ajo.
  • 1 taza de aceite de oliva (220 gramos).
  • 2 ramas de tomillo fresco.

¿Qué debes hacer?.

  • Pela y trocea los 10 dientes de ajo y colócalos en un frasco.
  • Agrega el aceite de oliva y las ramas de tomillo, y déjalos macerar, como mínimo, 24 horas.
  • Toma una cucharada todos los días en ayunas, hasta que se termine todo el preparado.
  1. Vapor de eucalipto y limón.

 

Los remedios con vapor hacen parte de las mejores opciones caseras para aliviar síntomas respiratorios como la tos seca y la congestión.

En este caso proponemos hacerlo con eucalipto y limón, dos ingredientes con propiedades antibacterianas que favorecen la salud respiratoria.

Ingredientes.

  • ½ litro de agua.
  • 1 puñado de hojas de eucalipto.
  • El zumo de un limón.

¿Qué debes hacer?.

  • Coloca a hervir el litro de agua con las hojas de eucalipto y el zumo de limón; cuando llegue a ebullición, baja el fuego y empieza a inhalar los vapores cubriendo tu cabeza con una toalla.
  • No te acerques mucho a la olla porque te puedes quemar.

 

  1. Miel, limón y jengibre.

 

Un jarabe natural de miel, limón y jengibre puede aliviar síntomas como la tos, la congestión y la secreción nasal.

Sus propiedades antibióticas combaten los virus que causan problemas en el sistema, mientras que fortalece el sistema inmunológico y alivia la sequedad.

Ingredientes.

  • 1 taza de miel (340 gramos).
  • 2 limones.
  • 1 raíz de jengibre pequeña.

¿Qué debes hacer?.

  • Vierte la miel en un frasco de vidrio y, a continuación, agrégale los limones y la raíz de jengibre cortados en rodajas.
  • Deja reposar el producto durante 24 horas y luego consume una cucharada dos o tres veces al día.
  • Puedes diluir cada dosis en una taza de agua caliente.

 

  1. Leche y miel.

 

La leche combinada con un poco de miel hace un antibiótico natural para combatir la tos y otros síntomas asociados con los trastornos pulmonares.

Ingredientes.

  • ½ vaso de leche (100 ml)
  • 2 cucharaditas de miel (15 gramos).

¿Qué debes hacer?.

  • Calienta el medio vaso de leche y mézclalo con las dos cucharaditas de miel.
  • Toma este remedio tres veces al día, hasta aliviar la tos.

Elige cualquiera de estos remedios y tómalo durante varios días para obtener buenos resultados. No se recomienda probar varios al mismo tiempo porque puede resultar perjudicial.

Si después de un par de semanas la tos continúa igual o peor, consulta al médico para recibir un diagnóstico adecuado y otro tipo de tratamiento.

 

Jarabe natural y casero para la tos seca.

Las ventajas del jarabe natural.

Si nos decidimos a preparar un jarabe natural en casa veremos que no es complicado y, además, podremos elegir los ingredientes que más nos gusten y nos convengan. De este modo, también podremos evitar los azúcares o edulcorantes que contienen muchos otros jarabes, los cuales pueden ser también contraproducentes para curar la tos seca de manera definitiva, así como para la salud en general.

En su lugar, optaremos por la miel de abeja o la miel de caña, dos alimentos mucho más beneficiosos, ya que son ricos en vitaminas y minerales que van a sumar beneficios al tratamiento.

Recomendamos conseguir una miel ecológica, que no haya sido sometida a altas temperaturas para asegurarnos de que contenga todos sus nutrientes.

 

Ingredientes.

A continuación detallamos los ingredientes que necesitamos para elaborar este jarabe natural:

  • Jugo de uva: Debemos hacerlo nosotros mismos, con uvas ecológicas que incluyan su piel y su semilla. Si no tenemos licuadora, podemos batir las uvas con un poco de agua y después colar el jugo.
  • Jengibre: Esta raíz exótica no puede faltar en este jarabe, ya que, además de cuidar la garganta, también nos aporta todo el calor que necesitamos. Usaremos jengibre crudo rallado.
  • Limón: Las frutas cítricas, además de funcionar como conservantes para que el jarabe dure más, contienen muchos nutrientes curativos para cualquier enfermedad. Su contenido en vitamina C, en especial si usamos la peladura, nos subirá las defensas del organismo y nos ayudará a combatir la tos seca.
  • Naranja: Las propiedades de la naranja son parecidas a las del limón, y también usaremos su peladura, por lo que tanto el limón como la naranja deberán ser ecológicos.
  • Llantén: El llantén es una planta medicinal que suaviza nuestra garganta y la mantiene hidratada para evitar que se reseque.
  • Malva: Las flores de malva actúan de manera similar a las del llantén. En ambos casos usaremos la planta seca.
  • Cebolla: Nos puede sorprender que uno de los ingredientes sea la cebolla, pero no podemos dejar de añadirla, ya que sus propiedades para eliminar la mucosidad son muy potentes. La añadiremos en poca cantidad y su sabor quedará muy disimulado.
  • Pimienta de cayena: Usaremos solamente una pizca, ya que esta especia es muy picante pero a la vez muy medicinal, y nos ayuda a eliminar mucosidad y fluidificarla de manera inmediata.
  • Miel de abeja o miel de caña ecológica.

 

¿Qué necesitamos?.

En una cazuela pondremos los siguientes ingredientes y cantidades:

  • 1 vaso grande (250 ml) de jugo de uva casero.
  • Unos 20 gramos de ralladura de jengibre fresco.
  • El jugo y la peladura de un limón ecológico.
  • El jugo y la peladura de una naranja ecológica.
  • 1 vaso (200 ml) de infusión concentrada de llantén y malva.
  • Media cebolla cortada en trocitos pequeños.
  • Una pizca de pimienta de cayena en polvo.
  • 5 cucharadas soperas (unos 90 gr) de miel ecológica de abeja o de caña.

¿Cómo lo elaboramos?.

 

  • Una vez tenemos los ingredientes del jarabe natural listo y preparado, lo pondremos todo en una olla y lo dejaremos cocer a fuego muy lento, para que el líquido se vaya concentrando cada vez más.
  • Lo dejaremos hirviendo durante aproximadamente una hora, aunque podemos probarlo para valorar si lo queremos más o menos concentrado. Lo importante es que hierva por lo menos media hora.
  • Lo dejaremos entibiar y lo introduciremos en un frasco de cristalque podamos cerrar herméticamente.
  • Lo guardaremos en la nevera.

 

¿Cómo lo tomamos?.

  • De manera preventiva podemos tomarnos una cucharada sopera en ayunas.
  • Para tratar el problema tomaremos una cucharada sopera media hora antes de cada comida.
  • Si por la noche nos despertamos por culpa de la tos seca, también podemos tomarnos en ese momento medio vaso de agua caliente con una cucharada sopera del jarabe.
  • Las personas que tienen trastornos digestivos, si les resulta demasiado fuerte, pueden mezclarlo con agua tibia o con una infusión de té verde o rooibos.

 

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: